" Haz de Internet una gran plataforma de comunicación, no la conviertas en una cloaca de maldad" preHacker.Hacker Digital.
Año I - Nº 41 - Uruguay, 29 de Agosto del 2003

Almería se viste de fiesta
Una crisis a varias puntas
Una nota sin título
Quédese tranquilo Sr. Bordaberry
La magia de Punta del Diablo
Recuerdos del Ayer
Conchillas
Bolívar, Marx y la Fuerza Armada Nacional (F.A.N.)
Migrantes
"La fiesta" que organizó el Juez Colmenero
Ojos Uruguayos en Brasil
¿Colón o Colombo?
Desde las Islas
Sucedió en España
El Interior También Existe
Rincón de Sentimientos
Olvidémonos de las Pálidas
Correo de Lectores
El Marinero
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

¿COLÓN O COLOMBO ?

por Fernando Manzoni - Italia

Los libros  de historia nos enseñaron que Cristóbal Colón, el legendario navegante que descubrió América allá por el 1492, era italiano, más precisamente, genovés.
Sin embargo, las cosas no podrían ser tal cual nos la han enseñado.
A fines de este año, cuando los exámenes clínicos terminarán, Génova podría perder uno de sus símbolos históricos, Cristóforo Colombo (Cristóbal Colón).
Antes que las doce campanadas anuncien el inicio del 2004, los españoles anunciaran públicamente, basándose en el examen de ADN de los restos mortales del navegante, su verdadera nacionalidad.
Nuestros libros no lo decían, pero los españoles, nunca admitieron que Colón fuera italiano, no pudieron permitir que quien hizo semejante descubrimiento, usando dineros españoles, barcos  y carabelas españolas, no fuera español.
La culpa, principalmente, es del propio Colón, que no dejó jamás en claro su verdadera nacionalidad, no dando detalles de su nacimiento y de su familia de origen.
Los historiadores Eliot Morison, y Emilio Taviani, estudiaron largamente la historia familiar de Colón, llegando a la conclusión que Cristóbal, era efectivamente italiano, hijo de Domenico y Susanna Fontanarossa, de origen genovés.
Otros hechos confirman que Colón era italiano, como por ejemplo, los escritos de Rui de Pina, que habla de Christovan Collombo italiano, estas mismas noticias, circuladas en Italia por el 1500, circulaban también por tierras españolas, y Hernando Alonso de Herrera, escribió una disertación anti-aristotélica en Salamanca, donde habla de “Xristoval Colón ginovés”.
Inclusive Colón, con su manera de actuar, confirmaría su nacionalidad, pues en 1485, años antes de que se descubriera oficialmente América,  el navegante presentó el proyecto al cardenal Paolo Fregoso, quien no lo aceptó, pues 200 años antes, el Municipio de Génova había financiado la expedición de Tedisio D’Oria y los hermanos Vivaldi, salieron al mar con el mismo objetivo que Colón y nunca más regresaron.
A pesar de las explicaciones de Colón, (técnicas), no pudo convencer al cardenal Fregoso y tuvo que dirigirse a los españoles para que aceptaran y financiaran su proyecto revolucionario.
Estas son las pruebas, los hechos, sin embargo, los españoles continúan afirmando que Colón es español y dicen que lo demostraran estudiando el DNA de sus restos, “poniendo fin a una discusión eterna, casi sin sentido”.
Los mismos estudiosos, se olvidan que en los tiempos del descubrimiento, Colón era llamado “extranjero” y que el Rey Fernando, aceptó de financiar el viaje, solo después de 6 años de haber recibido el pedido y por insistencia de su mujer, la reina Isabel.
Según Marcial Castro, profesor de historia de Sevilla, Colón nació en 1460 en Felantix, isla de Mallorca, hijo de Margalida Colón y Carlos de Viana, estas afirmaciones, cambiarían completamente la imagen simple del pobre hijo de un tejedor genovés, Colón sería un verdadero “nene bien” de la sociedad española de la época.
La idea de los profesores, gustó al gobierno andaluz, que largo la campaña: “REVELEMOS EL ENIGMA”, autorizando el análisis del ADN en los restos de Colón, y aquí surge otro problema.
Nadie está seguro de cuales sean verdaderamente los restos de Colón, ya que se encuentra enterrado junto a  sus hermanos Diego y Bartolomé, y su hijo Diego, los restos, serán confrontados con los de Hernando, otro hijo de Colón, que se encuentra sepultado en la catedral de Sevilla.
La universidad de Granada, será la responsable científica de efectuar los análisis, ya comenzaron los primeros análisis hechos en los restos de  Diego Colombo, hermano menor de Cristóbal, después de estos análisis clínicos, tendremos que ver las características del ADN  de Colón, y comparar, afirma Lorente, el responsable científico de la universidad.
Colón, pidió de ser enterrado en las tierras descubiertas, pero en el momento de su muerte, estuvo “depositado” en Valladolid por 3 años, hasta que fue aceptado  y  enterrado en la Republica Dominicana, en la Española, .
Hasta el 1795, las tumbas quedaron en su lugar, hasta que la isla fue cedida a la Francia, fue allí que los restos de Colón fueron transferidos a la Habana, hasta el 1898, cuando Cuba pasó a ser libre, momento en el cual, los restos fueron cargados en una nave y transportados a Sevilla, donde reposan actualmente.
La incógnita y el misterio de Colón, crecen, cuando el 10 de setiembre de 1877, un grupo de obreros, encontró una urna de plomo con escrito: ILUSTRISIMO Y DISTINGUIDO VARÓN, DON CRISTOBAL COLON.
Dicha urna quedó en Santo Domingo, y se hipotizó un error por parte de los españoles, que se habrían llevado los restos de Diego, el hijo de Colón, dejando en la isla los restos del descubridor.
Por lo tanto, nadie sabe cuales son los verdaderos restos de Colón, si los que están en España, o los que quedaron en Centro América, y esto lleva a pensar, que los resultados que decidirán la nueva identidad y nacionalidad de Colón, son vacíos de contenido.

Estamos aquí a esperar, este nuevo misterio que podría cambiar la historia.

Fernando Manzoni


Imprimir Artículo