Miembro de apdu
  
Año V - Nº 269
Uruguay,  18 de enero del 2008
separador Inscripto en el Registro de Derechos de Autor en el libro 30 con el No 379
 
Google Buscar en la

1

ha

Sysinfo

historia paralela

2012

humor político

apdu

 

DOS Y DOS QUIZÁS NO SON CUATRO
y si no suman bien, a mi me pica la naríz

Graciela Vera
por Graciela Vera
Periodista independiente
 
separador
 
rtf Comentar Artículo
mail
mail Contactos
notas
Otros artículos de este autor
pirnt Imprimir Artículo
 
 

            Reconozco que no sé callarme, o mejor dicho, que no quiero callarme cuando algo me hace cosquillas en las narices.

            Y como generalmente cuando a una persona algo le hace cosquillas, a otra eso mismo le parece muy bien, seguro que habrá quién me recuerde aquello de que en boca cerrada no entran moscas.

            Pero la verdad es que cuando alguien intenta tirarnos las orejas porque no le ha gustado lo que hemos expresado y quiere convencernos de que no debimos haberlo dicho, no hace más que dar pie a la célebre frase del Quijote: Ladran, luego cabalgamos.

            Como sé que el sol no siempre sale igual para todos, decidí iniciar  este artículo por el final… o un poquito más, después del último punto, respondiendo por adelantado  a los comentarios que no dudo, vendrán en un tono que sólo van a lograr que me pique un poco más la nariz.

            Sobre este tema en particular había comenzado a escribir la semana pasada pero como el no silenciar no significa no analizar, decidí esperar para ver en qué terminaba toda la escenificación montada por las FARC y el señor Hugo Chávez.

            Ayer, con la captura de cinco nuevos rehenes me convencí de que la nariz no me había picado en vano.

            Aún no entiendo que falló en el caso de Emmanuel. Me refiero a cuál fue el error de las FARC al ofrecer su liberación junto a la de su madre, o quizás se les escapó algo a último momento, como una acción de antirescaste.

            Y me sorprendió que Uribe estuviera más enterado del destino del niño que Chávez y ¿sabéis porqué?, simplemente porque Chávez tiene contactos con los integrantes de las FARC muy anteriores a los  de la reciente y mal llamada operación rescate.

            ¡Oh, sí!. Me alegro, y lo hago de corazón;  que Emmanuel pueda al fin llamar mamá a Clara y ésta abrazarlo y besarlo y mimarlo como sólo una madre puede hacerlo; y me alegro y festejo  que ambas, Clara y Consuelo vuelvan al seno de sus familias y puedan abrir las puertas de sus casas sabiendo que son libres para salir cuando quieran.

            Y hasta tragué –muy bien masticado por supuesto- el agradecimiento harto declarado  y promocionado de ambas hacia el presidente Venezolano que, para ellas, no dudo que en su momento,  fue algo así como el mismísimo Dios.

CLAARA.jpgCONSUELO..jpg

Clara Rojas y Consuelo González recién liberadas

ingrid.jpg 

Ingrid Betancourt en cautiverio        

CONSUELO.jpgCLARA..jpg

            Un Ser Divino que hizo el milagro de traer de años de cautiverio y sufrimientos a dos mujeres lozanas, y en especial Consuelo, casi como recién salidas de un salón de belleza.

            Tal vez me impactó su aspecto porque tenía en mente la imagen de otra rehén, la también dirigente política Ingrid Betancourt secuestrada junto con Clara en el 2002.

            Pero sin dudas que la alegría que vivieron hizo el milagro y yo lo celebro y desde esta página les doy la bienvenida a la vida nueva que desde ahora van a vivir.

            Hablando de divinidades me pregunto hasta cuando seguirá la prensa dándole alas a los despropósitos de un personaje engolado que, de puro engreído, calibró mal la repercusión de la libertad de Consuelo y Clara y, como principal actor de una película de segunda se llamó a sí mismo a cambiar el orden conque los países democráticos se organizan y reclamó a éstos, con ese atrevimiento que suele caracterizar a los seres fatuos, que retiraran a las FARC y al ELN (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia y Ejército de Liberación Nacional) de la lista de grupos terroristas, otorgándoles el status de ‘fuerzas insurgentes con proyectos políticos propios’.

            A esta altura ya había dejado de sentir cosquillas en la nariz. El asunto que me venía quitando el sueño había quedado totalmente aclarado.

            La escenificación, los actores y el director. Todo había sido cuidadosamente planificado pero, como hasta al más pintao se le escapa la liebre, en esta escenografía falló el final.

            Y pensándolo vuelve a picarme la nariz. ¡Qué poco se habló del rotundo fracaso de tan absurda propuesta!.

            La mayoría de los países la rechazaron. ¿Cuáles forman esa mayoría?

            Yo quiero saberlo. Quiero saber si Uruguay está entre ellos.

            Quiero que el gobierno de mi país confirme que ha prevalecido la tradición democrática del mismo sobre las repercusiones que puede tener la integración de su grupo parlamentario mayoritario, el Frente Amplio, en el Foro de San Pablo, una asociación donde, codo a codo con los partidos de izquierda de los países de América,  las FARC, el ELN y otros grupos revolucionarios armados tienen voz, voto y mucho peso.

            Precisamente fue la coexistencia de las FARC y Hugo Chávez en el Foro de San Pablo lo que me hizo, ya no rascarme sino respingar la nariz.

            La trama había sido cuidadosamente estudiada para que todo saliera a la perfección. Dos rehenes liberadas, el eterno agradecimiento al superhéroe de la libertad, la creencia de que los demás secuestrados también podían ser liberados si no fuera por la intransigencia  del gobierno democrático de Colombia.

            Si hasta a mi me cuesta entender que es lo que pasó para que apenas a cuatro días de celebrarse la liberación de Clara y Consuelo las FARC secuestraran a seis personas, cinco turistas colombianos y uno noruego.

            Alf Onshuus Niño, Ana María Aldana Serrano, César Hoyos Benites, Hernando Martínez Rodríguez, José Torres Hoyos y José Arnulfo Rodríguez suplantan en la selva ocupada por los terroristas a Clara Rojas y Consuelo González.

            Son civiles, ni siquiera políticos, por lo que es de esperar que no se les encadene 24 horas al día como a los rehenes con rango militar.

            Me asusta el cinismo con que se cometen todo tipo de despropósitos cuando algunos tratan de imponer por la fuerza lo que en la elección democrática se rechaza.

            Me intriga sobremanera, por algo siento otra vez estas cosquillas en la nariz, me intriga saber como justificará el señor Chávez esta nueva acción de lo que él asegura no son grupos terroristas pero que a la vez de demostrar lo contrario se empeñan en dejarlo mal parado porque, si no lo son ¿porqué el jefe de las FARC, Manuel Marulanda ‘Tirofijo’ hizo un llamamiento a sus guerrilleros para realizar en el 2008 una ofensiva general aprovechando lo que el considera ‘crisis general por la que atraviesa el Gobierno y el cansancio reflejado en algunas unidades militares’?.

            Bien, como ya había dicho, no puedo tener la boca cerrada y menos cuando siento cosquillas en la nariz.

Desde Almería, en el sur del norte, a 15 de enero de 2008.

Comentarios en este artículo
 
21
Informe Uruguay se halla Inscripto en el Registro de Derechos de Autor en el libro 30 con el No 379
Depósito legal No. 2371 deposito Nos. 338018 ley No - 9739, dec 694/974 art. 1 inc A
20
Los artículos firmados son de exclusiva responsabilidad del autor y no reflejan, necesariamente, la opinión de Informe Uruguay
20
Los enlaces externos son válidos en el momento de su publicación, aunque muchos suelen desaparecer. Los enlaces internos de Informe Uruguay siempre serán válidos.
Estadisticas Gratis