Miembro de
Proyect Sindicate apdu
       
 
separador                                          Inscripto en el Registro de Derechos de Autor en el libro 30 con el No 379
              
     
Google Buscar en la

 
Año V Nro. 297 - Uruguay,  01 de agosto del 2008   
 

 
historia paralela
 

Visión Marítima

 

Venezuela: El verdadero desafío de Chavez
por Markuz Schultze

 
separador
 
mail
mail Contactos
pirnt Imprimir Artículo
 
 

El verdadero desafio consiste en parar el desmoronamiento de la Revolución Bolivariana en Venezuela.

         Hoy por hoy, después de casi una década en el poder, la principal meta del presidente Hugo Chávez y de su gobierno debería ser prevenir que el escenario socioeconómico y político de Venezuela siga descomponiéndose aún más y que la Revolución Bolivariana se desmorone irremediablemente en los años que quedan hasta el fin del actual mandato presidencial en el 2012. Aunque haya sido muy notorio y, sin duda, problemático el protagonismo de Chávez en el escenario regional en los últimos tiempos, el verdadero desafío de su proyecto político para la región andina y América Latina no reside en su ímpetu expansionista o su irrespeto a la soberanía de otras naciones, sino en su progresivo debilitamiento interno.

         A pesar de su segunda reelección victoriosa en diciembre del 2006, Chávez no ha tenido un período fácil. Su gobierno consideraba el 2007 como el año de la consolidación de la revolución y del "socialismo del siglo XXI". Los mecanismos que Chávez utilizó para alcanzar esta meta incluían la Ley Habilitante, aprobada sin contratiempos en enero del 2007 por una Asamblea Nacional dominada por fuerzas chavistas, que le proporcionaron al Presidente amplias facultades legislativas en casi todos los ámbitos de la política pública durante 18 meses; la creación del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV); y una profunda reforma de la constitución de 1999 por medio de un referéndum, que se celebró el 2 de diciembre pasado (2D).

         La derrota en las urnas de la reforma constitucional, que, entre otros cambios, contemplaba la introducción de la reelección presidencial sin límites y un nuevo ordenamiento político-territorial a expensas de las autoridades municipales y estatales elegidas, fue el revés político más serio que Chávez ha sufrido desde que empezó su gobierno. Aunque todavía no han sido publicados los resultados finales del referéndum (faltan aproximadamente 1,8 millones de votos por contabilizar) y pese a que no es del todo improbable que la diferencia entre los votos por el ´No´ y el ´Sí´ haya sido más bien estrecha, es evidente que para Chávez la gravedad de su derrota reside en la decisión de muchos antiguos seguidores de no ir a votar, mostrándole por esta vía que no están preparados de seguir apoyándolo incondicionalmente.

         Para un Presidente que siempre ha intentado cubrir su régimen, cada vez más autocrático, con el manto de la legitimidad de las urnas, esto es un desafío tremendo. Es más, de cara a las elecciones estadales y municipales en noviembre próximo, la derrota del 2D podría incluso significar el comienzo del fin de la Revolución Bolivariana. Particularmente entre los sectores sociales más necesitados -que junto con los militares han sido la base y el sustento del régimen chavista durante la última década- existe un sentimiento creciente de que el gobierno se está alejando de ellos y que no está cumpliendo con sus promesas.

         El intento de centralizar aún más el poder político en el PSUV y los decretos presidenciales sobre inteligencia y el currículum escolar, expedidos con base en la Ley Habilitante, han creado resistencias en sectores mucho más amplios que la "tradicional" oposición burguesa. Aunque Chávez finalmente terminó revocando los decretos, es indudable que el malestar está creciendo en el país en la medida en que las misiones sociales no están beneficiando verdaderamente a la gente, la inflación y la escasez de alimentos básicos están en aumento, la corrupción oficial se está extendiendo y la criminalidad, los homicidios y los secuestros se están haciendo cada día peor.

         No es de esperarse que Chávez se olvide de su sueño bolivariano. Por tanto, debería tomar ahora las medidas apropiadas -empezando con garantizar elecciones democráticas en noviembre y gobernando de manera mucho más eficiente y transparente- para que el sueño no se le transforme en una pesadilla que podría tener efectos muy nocivos para Venezuela y América Latina.

» Arriba


Fuente: Diario Exterior
 
21
Informe Uruguay se halla Inscripto en el Registro de Derechos de Autor en el libro 30 con el No 379
Depósito legal No. 2371 deposito Nos. 338018 ley No - 9739, dec 694/974 art. 1 inc A
20
Los artículos firmados son de exclusiva responsabilidad del autor y no reflejan, necesariamente, la opinión de Informe Uruguay
20
Los enlaces externos son válidos en el momento de su publicación, aunque muchos suelen desaparecer.
Los enlaces internos de Informe Uruguay siempre serán válidos.
21
 
Estadisticas Gratis