Warning: include() [function.include]: URL file-access is disabled in the server configuration in D:\inetpub\webs\uruguayinformecom\news\21092007\21092007_ricardo_garzon.php on line 66

Warning: include(http://www.uruguayinforme.com/referers/obtener_url.php) [function.include]: failed to open stream: no suitable wrapper could be found in D:\inetpub\webs\uruguayinformecom\news\21092007\21092007_ricardo_garzon.php on line 66

Warning: include() [function.include]: Failed opening 'http://www.uruguayinforme.com/referers/obtener_url.php' for inclusion (include_path='.;c:\php\includes') in D:\inetpub\webs\uruguayinformecom\news\21092007\21092007_ricardo_garzon.php on line 66
Miembro de apdu
   
Año IV - Nº 252
Uruguay,   21 de setiembre del 2007
separador Inscripto en el Registro de Derechos de Autor en el libro 30 con el No 379
 

Buscar en el WWW Buscar en Informe Uruguay

1

ha

historia paralela

2012

legra

humor político

apdu

 
1
Ricardo Garzón

Mercado persa

por Ricardo Garzón
 
separador
 
mail
rtf
Comentar Artículo
mail
Contactos
pirnt
Imprimir Artículo
   

Comparo con Europa porque los valores vigentes en los supermercados son europeos. Desde el jamón hasta la mortadela.
Baste comentar que los reclamos generales dan pie a que se diga que Uruguay se ha convertido en un mercado persa, de remate de alfombras, mientras en Europa se anuncia a tambor batiente desde Bélgica, que el gobernador de la provincia de Flandes del Este ratificó el interés de la naviera Katoen Natie, principal accionista de la Terminal Cuenca del Plata, de iniciar conversaciones para una futura expansión de la terminal de contenedores. Algo así como las inversiones ferroviarias, renovación de vías y durmientes, todo más largo que mate de velorio, o que el prometido mate de las Morales, que nunca llegó.

            Con el país transformado en un mercado persa, al borde del desborde sindical, los paros en la Salud dan la pauta de lo que viene perfilándose en el futuro inmediato, con reclamos de aumentos salariales que dan plena razón a sus demandantes.

            En Uruguay no se puede vivir adecuadamente con ingresos del núcleo familiar que estén por debajo de los 30 mil pesos, es decir algo menos de lo que cuesta la canasta básica uruguaya.

            Como las olas deportivas que forman los espectadores de los estadios del mundo, las voces de protesta se levantan cada vez más airadas ante los estipendios de miseria que se pagan en un país que tributa impuestos y paga los alimentos con las tarifas que son de práctica en las naciones del primer mundo.

            Al IVA insoportable, 22%, que no le alcanza a la conducción económica, se le suma ahora el robo a mano armada que apareja la reforma tributaria, con el eslogan mentiroso de que quien tiene más que pague más.

            Mentira, una y otra vez. El Ministro Astori miente, (y no lo estoy insultando, Kechichian) de la misma manera que mienten todos los que sostienen que quien tiene más paga más. Acusar de mentiroso a quien engaña no es un insulto; apenas un calificativo, y en este caso generoso.

            Quien más tiene, señores, a buen recaudo puso su dinero, naturalmente que fuera del país. En el Uruguay el gravado es el que GANA más, no quien tiene más. Por esto es que la reforma tributaria es un repudiable y abominable impuesto a sueldos y jubilaciones.

            ¿Y quién gana más? Ni siquiera aquel que se preparó para triunfar.

            El que se quemó las pestañas estudiando o se llenó de callos las manos con los fierros, también tiene sueldos miserables, como los médicos, la inmensa mayoría de abogados y escribanos. O los carpinteros, electricistas y sanitarios. La lista es interminable.

            Pero como hay que igualar, naturalmente que para abajo, de un día para otro le aumentan el 700 por ciento de aumento del IPC a quienes orillan los 40 mil pesos de ingresos mensuales, cifra que parece extraordinaria y que en realidad es el sueldo básico de cualquier país europeo.

            Y comparo con Europa porque los valores vigentes en los supermercados son europeos. Desde el jamón hasta la mortadela. Los artículos de limpieza, las pastas, los enlatados...

            Los tributos superan largamente lo que se paga en el viejo continente por un automóvil, por ejemplo. La diferencia en contra es de uno a diez. Como de uno a diez es la diferencia en el pago de la luz, agua y teléfonos, y contribución inmobiliaria que financia, no obras, sino el pago de sueldos de las intendencias nacionales, superpobladas de funcionarios, cargos que constituyen la máxima aspiración  de cualquier habitante del interior uruguayo.

            Y con respecto al precio de los combustibles, no es lo mismo pagar un tanque de nafta con un sueldo de dos mil euros o dos mil quinientos dólares, que con la ridiculez de los ocho o nueve mil pesos, (300 dólares), que ganan en promedio la mayoría de los uruguayos.

            Hicieron bien los funcionarios de la Salud, siempre pospuestos, en decretar un paro de 48 horas para que se les mejoren sus míseros salarios. Tan míseros como el de los maestros, empleados de tiendas y supermercados, soldados, periodistas y policías.

            Con relación a los periodistas -y me comprenden las generales de la ley- dejan su juventud en las redacciones de los medios de comunicación de distintas radios, diarios y canales, sumando puchitos para llegar a fin de mes.

            Aún hoy desfilan por mi cabeza varios compañeros que dejaron su vida trabajando sin cesar para llegar con mendrugos a sus casas al final de la jornada.

            No los nombro porque mucho me temo que puedo lesionar la intimidad de las familias, pero los recuerdo a todos, o a casi todos. ¡Querido Ovidio!

            También tienen razón los anestesistas del Pereira Rossel, en cuyas manos está todos los días la vida de decenas de personas sometidas a intervenciones quirúrgicas. Y tienen razón los médicos, todos los médicos, que por carecer de consultorio propio deben trabajar en mutualistas y hospitales para ganar algo más de 200 pesos la hora, corriendo de un lado para otro, para transformarse, paulatinamente, en una visita en sus propias casas.

            O los odontólogos, a los cuales les es imposible montar un consultorio.

            Como expresé líneas arriba, la lista es interminable y el lector puede llenarla.

            Baste comentar que los reclamos generales dan pie a que se diga que Uruguay se ha convertido en un mercado persa, de remate de alfombras, mientras en  Europa se anuncia a tambor batiente desde Bélgica, que el gobernador de la provincia de Flandes del Este, ratificó el interés de la naviera Katoen Natie, principal accionista de la Terminal Cuenca del Plata, de iniciar conversaciones para una futura expansión de la terminal de contenedores.

            Algo así como las inversiones ferroviarias, renovación de vías y durmientes, todo más largo que mate de velorio, o que el prometido mate de las Morales, que nunca llegó.

            Y termino con una frase del presidente Vázquez, que seguramente no embaucará a los belgas como tampoco será motivo de jolgorio nacional: "Uruguay es un centro logístico regional, ofrece un marco legal adecuado y está haciendo la mayor inversión de infraestructura portuaria de su historia". Y agregó: "Aquí no solamente hay pasado, sino también presente y un muy grato futuro".

1

 
21
Informe Uruguay se halla Inscripto en el Registro de Derechos de Autor en el libro 30 con el No 379
Depósito legal No. 2371 deposito Nos. 338018 ley No - 9739, dec 694/974 art. 1 inc A
20
Los artículos firmados son de exclusiva responsabilidad del autor y no reflejan, necesariamente, la opinión de Informe Uruguay
20
 
Estadisticas Gratis