Año II - Nº 81 - Uruguay, 04 de junio del 2004
 
- Terrorismo o Libertad
- Enrique Yarza. La revolución de 1904
- La Cumparsita: El Tango Uruguayo
- Barreras en el Mercosur
- Gracias Princesa
- La mala costumbre de ser subdesarrollados
- El Arca
- Buenas Noticias

- Las paradojas del Tercer Mundo

- 5 de Junio. Aumenta la contaminación ambiental
- Medio Ambiente. ¿Festejar qué?
- Anécdotas Bancarias: Guardianes celosos
- Como el Uruguay no hay
- Así Somos
- Hurgando en la web
- Las valijas
- Chairando Ideas
- Al profesor Puig
- 1000 mujeres para la paz
- No se ofenda, actúe
- Empresariales: Para comprarte más fácil
- Bitácora Política
- Información Ciudadana
- La Cocina Uruguaya
- Rincón de Sentimientos
- El Interior también existe
- Olvidémonos de las Pálidas
- Las Locuras de El Marinero
- Correo de Lectores

 
5 DE JUNIO
AUMENTA LA CONTAMINACIÓN AMBIENTAL

Pese al esfuerzo que vienen realizando las organizaciones no gubernamentales para detener la contaminación ambiental del área fronteriza por el momento no se lograron los resultados esperados. Hace muchos años que estas organizaciones vienen gestionando ante las autoridades de ambos país la implantación de una política de control ambiental que permita identificar los focos de eventuales contaminantes. Sin embargo y pese a las gestiones realizadas en forma conjunta por Eco-Chuy y el Grupo Bosque con delegaciones de ambos países, considerando los antecedentes históricos de cooperación bilateral, el arroyo Chuy y su entorno natural continúa presentando un alto grado de contaminación. Cabe señalar además que en varias oportunidades los representantes de O.S.E. (Uruguay) y C.O.R.S.A.N. (Brasil) han acordado medidas complementarias para ampliar el área de cooperación, estableciendo un
Dr. Carlos Aristimuño
Presidente de Eco –Chuy
marco jurídico común que permita acciones bilaterales en la previsión de agua potable y obras de saneamiento básico. Se reclama además la realización de estudios ambientales en el arroyo Chuy a los efectos de determinar la veracidad de algunos comentarios periodísticos sobre la existencia de una elevada concentración de metales en este estuario internacional. Con motivo de las numerosas plantaciones de arroz que circundan la zona también se ha denunciado la existencia de varios agentes contaminantes que registran índices por encima de los parámetros admitidos. La gravedad de esta situación no puede ser ignorada por las autoridades correspondientes al
tener en cuenta que la existencia de algunos agro tóxicos podría provocar mutaciones genéticas entre las familias que trabajan en estos establecimientos. Por su parte el Dr. Carlos Aristimuño presidente de Eco-Chuy manifestó que “el arroyo Chuy era el paseo obligado de los vecinos de la frontera, sin embargo hoy es un lecho muerto al que no podemos ni siquiera acercarnos. Varios factores han contribuido para esa muerte lenta; vemos como los establecimientos arroceros han transformado su cauce en un gran canal. El uso de fertilizantes produce acumulación de nitratos y nitritos (cancerigenos) y crecimiento desmesurado del plancton y flora acuática impidiendo la entrada de luz solar al agua. La utilización indiscriminada de herbicidas, insecticidas y funguicidas ha determinado según la opinión de los médicos locales, la aparición de deformaciones congénitas y quemaduras graves de piel en personas que han tenido contacto con el agua. Hemos visto en las márgenes del arroyo a los pocos días de pasar el avión fumigar, secarse las ramas de los árboles del poco monte nativo que todavía va quedando, ya que la extracción de leña también ha sido indiscriminada y sin ningún tipo de control. Otra de las causas de esta contaminación ha sido la utilización de un predio contiguo a la ciudad y al arroyo como depósito de residuos, allí fue a dar durante mucho tiempo la basura de toda la ciudad que las sucesivas crecientes del arroyo se encargaban de arrastrar por todo su trayecto. También hemos visto que en su Pasaje frente a Santa Vitoria do Palmar se volcaba en él la barométrica, haciendo varios viajes al cabo del día. Pensamos que el saneamiento ha representado un importante progreso para la ciudad, pero cuando vemos que del lado uruguayo se tomaron las precauciones de realizar piletas de decantación con plantas acuáticas (camalotes) para purificar en algo las aguas servidas que se vuelcan al arroyo; del lado brasileño asistimos al vertido de los afluentes domiciliarios tal como salen de la casa de los usuarios. La vida acuática (flora y fauna) ha sido exterminada y las pocas aves que aún quedan en sus orillas no sabemos hasta cuándo resistirán. Por lo expuesto no podemos quedarnos solamente con el diagnóstico y estamos dispuesto a aportar posibles soluciones que de ser tomadas en cuenta podrán recuperar paulatinamente el arroyo y su zona circundante”dijo finalmente el Dr. Aristimuño.